miércoles, 1 de julio de 2009

Un mundo felíz.

Autor: Aldous Huxley.
Editorial: varias.
Disponibilidad: ALTA
*****
Esta es una obra magna de la literatura, considerado uno de los 1001 libros que hay que leer. Y no es para menos, Aldous Huxley crea una sociedad tan real como aterradora. De la mano de la ciencia ficción en su faceta más sociológica, se muestra esta antiutopía, también llamada pesadilla Huxleyana. (Adivinen por que) Veamos, si un autor, con su obra crea un nuevo concepto; no podemos hacer otra cosa que sacarnos el sombrero ante el. Su aporte ha sido y continúa siendo inestimable. Un mundo feliz, cuyo titulo original es “Brave new world” (tradutore traditore) nos lleva a un futuro hipotético donde los humanos no nacen, se hacen. Una vida gestada por clonación y manipulación genética, en el cual cada ser humano nace con una clase predestinada. Y nadie puede cambiar de clase. (Si naciste Omega, morirás omega) Donde la droga es algo corriente y hasta suministrada por la cúpula del poder. Y es en este mundo, donde un chico que nació fuera del sistema, es insertado de nuevo. El parche social resulta muy nocivo para este desventurado muchacho y nada de lo que haga podrá evitar que se sienta sapo de otro pozo. Mientras el protagonista va descubriendo esta sociedad, nos va paneando por toda la idiosincrasia del “Brave new World” y su gente. No quisiera adelantar mas, así que espero en lo próximo comentar sobre el ensayo que años después escribió el autor, “Brave new world revisited”. En Mundo Feliz, en comparación con su colega “1984” de Orwell, nos plantea una cultura cínica, ególatra, idiotizante y permisiva con otros métodos perversos de control. Algo sobre lo que Michel Foucault tendría mucho que decir, o lo debe haber hecho ya. Lo curioso, es que este libro salió varios años antes de la segunda guerra mundial, cuando las tiranías de Europa eran solo una semilla (mala semilla). En aquel entonces, “Mundo feliz” parecía muy fantasiosa y en caso contrario, “1984” era espeluznantemente más real. Hoy, llegados al siglo 21, nos topamos con que “1984” es más improbable de suceder, ya que existen factores de advertencia en la historia; mientras que “Un mundo feliz” se transforma cada día más en algo marcadamente verosímil. Sin más, solo digo que no se debe dejar de lado este libro tan importante de la literatura universal.
Mi puntaje: 10 libres.
Reseña encontrada:
"Un mundo feliz", escrito en 1932, describe una democracia que es, al mismo tiempo, una dictadura perfecta; una cárcel sin muros en la cual los prisioneros no soñarían con evadirse. Un sistema de esclavitud donde, gracias al sistema de consumo y el entretenimiento, los esclavos amarían su servidumbre. Para el logro de este objetivo, Huxley imagina una sociedad que utiliza todos los medios de la ciencia y la técnica - incluidas las drogas - para el condicionamiento y el control de los individuos. En ese mundo, todos los niños son concebidos en probetas y están genéticamente condicionados para pertenecer a una de las 5 categorías de población. De la más inteligente a la más estúpida: los Alpha (la elite), los Betas (los ejecutantes), los Gammas (los empleados subalternos), los Deltas y los Epsilones (destinados a trabajos arduos).”

No hay comentarios:

Delibrary

Delibrary

Buscar en este blog

Numero de visitantes: